Hablamos via

X
Hablamos vía
Ansiedad infantil o juvenil

Ansiedad infantil o juvenil

Ansiedad infantil o juvenil

La ansiedad infantil o juvenil es una reacción adaptativa en niños/as y adolescentes ante situaciones que se viven como un peligro o una amenaza. Si esta vivencia es muy frecuente puede generar una patología. En la infancia y la adolescencia la ansiedad se puede manifestar de diversas maneras: mediante miedos como fobias específicas, fobia escolar o fobia social, ansiedad a la separación de las figuras de vínculo, preocupaciones cotidianas excesivas y generalizadas en diferentes situaciones o bien a través de crisis de angustia. La ansiedad va acompañada de manifestaciones físicas, cognitivas y conductuales, que hay que valorar e intervenir.

  • Reacciones físicas: Aumento del ritmo cardíaco, temblores, sudores, dificultad para respirar, náuseas, mareo ... Es necesario ayudar a los niños/as y adolescentes a adquirir recursos que les permitan controlar y desactivar estas reacciones, mediante el aprendizaje de estrategias como la relajación , la respiración y la meditación, que les permitiran volver a la calma.
  • Reacciones cognitivas: Los niños/as y jóvenes, en estos casos, desarrollan pensamientos relacionados con la inseguridad, la indefensión, la anticipación de peligros o la baja autoestima que les dificultan el enfrentamiento a aquello que les angustia. Hay que intervenir para ayudarles a reconocer los pensamientos y aprender estrategias para cuestionarlos o distanciarse.
  • Reacciones conductuales: Los niños y jóvenes con ansiedad o depresión tienden a desarrollar comportamientos que quieren evitar aquello que les da miedo o provoca inquietud.
Fobias simples

Unos de los trastornos de ansiedad infantil o juvenil menos incapacitantes son las fobias simples. Estas son miedos a estímulos concretos como pueden ser las fobias a los ascensores o la fobia a los perros. Son situaciones que se pueden dar en algún momento del día pero no en todas las horas.

Fobias escolares y fobias sociales

Las fobias escolares y las fobias sociales afectan a ámbitos habituales de la vida del niño o joven, y por tanto, provocan incapacidades importantes. La persona no puede actuar y sentirse normalmente en situaciones donde pasa gran parte del día.

Ansiedad generalizada

En la ansiedad infantil o juvenil generalizada, las sensaciones de miedo o angustia acompañan a la persona mayor en parte o la totalidad del tiempo. Es, por tanto, una situación altamente incapacitante. La incapacitación viene dada por la tendencia de la persona que la sufre, a evitar la situación ansiógena y por tanto, dejar de hacer cosas que en condiciones normales, podría hacer. La evitación del estímulo ansiógeno, hace que la situación cada vez genere más ansiedad, empeorando así la situación.

 

Intervención y entreno de las habilidades sociales
Intervención y entreno de las habilidades sociales

El entreno de las habilidades sociales va dirigido a niños y adolescentes que presentan dificultades en las relaciones interpersonales y en la gestión de diversas situaciones de tipo social, sea porque tienen algún trastorno que lo justifica, como un trastorno del espectro del autismo, o porque sus 

Teràpia cognitiva conductual
Terapia cognitiva conductual

La terapia cognitiva conductual une dos tipos de tratamientos terapéuticos, ya que a pesar del éxito de las terapias conductuales en el tratamiento de algunas patologías, se tendrán en cuenta otros aspectos que intervienen en la manera en que las personas responden ante las situaciones.

CONTACTA

Hablamos vía

Share