Hablamos via
Estimulación magnética transcraneal (EMT) para el tratamiento de la depresión

Estimulación magnética transcraneal (EMT) para el tratamiento de la depresión

El tratamiento con estimulación magnética transcraneal (EMT) para el tratamiento de la depresión está dirigido a personas con afectación neurológica o sin, que tengan diagnosticada una depresión mayor resistente; es decir, cuando no han respondido al tratamiento con diferentes medicamentos antidepresivos tomados de forma adecuada.

En todos los casos, el paciente debe tener un psiquiatra de referencia que deberá tener constancia de que se somete al tratamiento y al que será remitido el informe, una vez finalizado el tratamiento, para realizar su seguimiento.

 TÉCNICAS UTILIZADAS

La Estimulación Magnética transcraneal (EMT) para el tratamiento de la depresión, nos permite modular la actividad del córtex cerebral de manera indolora y segura. Esta técnica fue utilizada por primera vez en 1995 observándose un efecto positivo sobre el estado de ánimo en pacientes con depresión.

El tratamiento no requiere anestesia, se trata de una técnica no invasiva, que no requiere sedación. En caso de estar tomando medicación antidepresiva, no interfiere en la realización del tratamiento con estimulación magnética transcraneal. La recomendación es mantenerla estable durante el tiempo que dure la estimulación.

TipOS DE INTERVENCIÓN

  • Entrevista de valoración inicial realizada por un profesional experto. El paciente deberá aportar en todos los casos un informe de su psiquiatra de referencia.
  • Realización de un electro encefalograma previo al inicio del tratamiento en el que se determinará el patrón de actividad cerebral.
  • Tratamiento consistente en 15 sesiones de estimulación magnética transcraneal de 30 minutos de duración, diariamente durante 3 semanas.
  • Electro encefalograma post-tratamiento.
  • Entrevista de valoración final al acabar el tratamiento y emisión de un informe.

  •  

 

CONTACTA

Hablamos vía

Share